Régimen De Visita

Cuando termina la relación conyugal, los hijos que se quedan con uno de los padres, tendrán el derecho que el otro padre los visite, a fin de que mantengan la relación los hijos, con el padre o madre que no habita con él.

Las visitas, tienen dos objetivos primordiales e importantes, por un lado, que se logre a través del tiempo la relación filial con la madre o el padre que no habita con ellos; y que no se viole el principio de interés superior del niño y adolescente.

Lo saludable, es que debería de establecerse un acuerdo, el cual podría lograrse a través de un acuerdo extrajudicial.

Si por algún motivo sea el padre o la madre no hubieran cumplido con el pago de los alimentos, este hecho no es causal para privarlos del derecho que tienen los hijos de la visita de su padre o madre.

Existen algunas veces que el conyugue que habita con él hijo, los hijos ponen limitaciones o incluso no les permite ver a sus hijos. Si tal hecho sucediera, debe de pedirse judicialmente -incluso- si se encontrara fuera del país, o hubiera fallecido, la familia y hasta el cuarto grado de consanguinidad pueden pedir judicialmente dichas visitas.

Está cada vez más cerca a la solución de su caso